Muchos perfiles que se muestran en las redes o en la web exageran o callan las propias características; darse a conocer en un primer impacto no es tan fácil como parece y muchas veces se lo deja librado a que en algún momento alguien descubra todo nuestro potencial.

 

No funciona así.

¿Cuántas veces le dimos una oportunidad a algo que no nos atraía de entrada?

Porqué necesitamos del efecto wow

Cuando navegamos la web o las redes, tenemos una motivación: encontrar aquello que nos conecte con lo que buscamos. Y esto en general no es tan consciente: tenemos un objetivo o un interés y algo entre la marea de contenido nos hará detenernos. Puede ser un contenido visual, pero siempre la decisión de tomar acción tendrá lugar si responde a nuestro interés.

Y como esa decisión dura unos segundos y es totalmente inconsciente, al crear nuestro propio contenido no le prestamos la suficiente atención. Creemos que, porque se pasa rápido sin leer, debe crearse rápido y suponemos que no tiene impacto.

Y he ahí el error.

El instante de decidir

Es cierto que la información se pasa rápido, pero es clave saber construirla porque es el instante donde tu audiencia DECIDE de manera poco consciente si le interesa saber más o no.

Y si esa decisión no se da, no se podrá avanzar con las demás instancias de darnos a conocer, conectar y establecer un vínculo.

¿Cómo lograr más en ese primer impacto?

El storytelling es la herramienta clave en todo esto. Contar nuestra propia marca personal en un vistazo no se hace rápido (aunque se lea rápido). Es una instancia de creación más que de improvisación.

Por eso, te invito a mejorar ese primer instante que puede abrir o cerrar una oportunidad profesional.

Mi masterclass «El factor wow de tu marca personal – Cómo encantar con tu acerca de» es el espacio para perfeccionar tu manera de presentarte en redes, CV o networking.

 

Elfactor-wow-marca-personal